900 188 111
Seleccionar página

La gastronomía es muy amplia. La buena sazón de los platos elaborados depende, en gran medida, de los condimentos que suelen utilizarse en ciertas regiones. No obstante, hay una especia considerada la más popular en todo tipo de cocinas: la pimienta.

La pimienta es “ese toquecito” que hace falta en todo tipo de recetas. ¿Sabías que además de condimentar los alimentos también tiene propiedades medicinales? Es expectorante y antiséptica.  Además, contribuye a lograr una mejor digestión gracias a su contenido en piperina.

En esta publicación revelaremos todo lo que necesitas saber sobre la reina de las especias.

Información nutricional de la pimienta

100 g de pimienta aportan los siguientes valores nutricionales:

  • Calorías 280kcal
  • Fibra 26,5 g
  • Grasa 3,3 g
  • Sodio 44 mg
  • Potasio 1260 mg 
  • Hidratos de carbono 38,3 g 
  • Proteínas  10,9 g

¿Qué es la pimienta?

La pimienta es un fruto del pimentero redondo y rojo, familia de las piperáceas.  Esta especia se recolecta justo en el momento en que está a punto de madurar. Se seca al sol y se fermenta. 

Se utiliza habitualmente para condimentar las comidas en su presentación seca. Tiene un color oscuro, sabor picante y aromático.

El fruto de la pimienta es, en realidad, una drupa que puede usarse tanto entera como en polvo. De esta manera se pueden obtener varios tipos de pimienta: la negra, la blanca, la verde, … La diferencia entre una y otra es el nivel de maduración del grano.

Tipos de pimienta

Hay distintos tipos de pimientas, entre las que se destacan la pimienta negra, blanca, verde. Ahora bien, también se puede conseguir pimienta rosada o roja. 

Es importante destacar que todas provienen de la misma planta. Por consiguiente, la diferencia la determina el proceso de recolección o preparación.

  • Pimienta negra. En esta presentación, el fruto no está del todo maduro, se seca hasta arrugarse. Generalmente el proceso dura poco más de una semana. Es bastante picante y su sabor es penetrante. Sirve para condimentar guisos, ensaladas, platos con verduras, carnes blancas, …
  • Pimienta blanca. La fruta de la pimienta está madura. Aunque su color se torna rojo, se deja remojar en agua con sal para que se destiña. Una vez superado este proceso, se seca al sol y se tritura. Su sabor es muy suave, aunque sí pica. Es ideal para sazonar salsas blancas. Se la conoce como «mignonette«.
  • Pimienta verde. La fruta se recoge verde o tierna. Se seca y tritura. Casi no pica pero aporta un sabor afrutado.
  • Pimienta roja. También es conocida como pimienta de cayena, es muy picante y puede darle color a los alimentos.

En algunas regiones pueden conseguirse otras variedades de pimienta. Por ejemplo, en Perú y en Brasil se usa la pimienta rosa y en México se consume la pimienta de Jamaica o de Tabasco. En resumen, podemos destacar que su variedad depende del nivel de maduración o de trituración.

Propiedades medicinales de la pimienta

La pimienta no sólo realza el sabor de los platos, sino que también aporta nutrientes y minerales que contribuyen a una buena salud.

  • Tiene fibra.
  • Es expectorante y antiséptica.  
  • Dispone de minerales como magnesio, calcio, hierro, potasio y zinc.
  • Es antioxidante.
  • Aporta vitaminas A y K.
  • Su aporte de piperina incentiva la pigmentación de la piel. Es ideal para pacientes con vitiligo.

Beneficios de la pimienta en la salud

La pimienta es la reina de las especias debido a su gran versatilidad en la cocina. También puede conseguirse aceite esencial de pimienta negra, muy útil para dar masajes relajantes que estimulan los sentidos.

Ahora bien, sus propiedades y aportes nutricionales lo convierten en un gran aliado para la salud.

Favorece la digestión

La piperina es un alcaloide presente en este condimento. Dicha sustancia permite liberar las enzimas digestivas del páncreas, contribuyendo a digerir mejor los alimentos. 

Su efecto sobre el sistema digestivo es tan favorable que también incide en la disminución de gases o flatulencias.

Previene el envejecimiento prematuro

Su poder antioxidante y su aporte en betacarotenos, ayuda a combatir los radicales libres. Gracias a ello, logra prevenir el daño celular y disminuir las líneas faciales causadas por los efectos de la radiación.

Su beneficio en este campo se consigue tras un consumo diario en las comidas o al realizar tés mezclados con limón.

Alivia los dolores

Uno de los componentes de la pimienta es la capsaicina, la cual es un componente activo de los pimientos picantes (chiles). La pimienta negra o la de cayena incide sobre a las células nerviosas, reduciendo el dolor. Además, funciona como antiinflamatorio natural.

Alivia cuadros gripales

La pimienta dispone de principios activos que contribuyen a la expulsión de flemas y de mucosidad. Su efecto expectorante se conoce desde hace décadas, resultando uno de los remedios más antiguos contra el resfriado común.

Se utiliza en infusión con un poco de miel y se toma dos veces al día.

Precauciones al usar la pimienta

Aunque la pimienta dispone de propiedades medicinales que contribuyen a mantener un buen estado de salud,  debe tomarse con precaución y en bajas cantidades.

  • La pimienta puede causar quemaduras en la boca si se consume en altas dosis.
  • Causa irritación en los ojos, por lo que no se recomienda aplicarlo en esta zona.
  • Aunque puede consumirse durante el embarazo, no se debe tomar en altas cantidades porque puede causar molestias estomacales.

Contraindicaciones de la pimienta

Este condimento está contraindicado para algunas personas:

  • Pacientes con hipersensibilidad: la pimienta puede causar irritación en la piel a quienes son alérgicos a algunos de sus componentes, incluso en las presentaciones en aceite.
  • Patologías: los pacientes con síndrome de Dumping, colon irritable y otros trastornos digestivos deben evitar el consumo de pimienta.
  • Está contraindicada en pacientes que sufren de hemorroides.

En definitiva, sin importar si se usa en infusión, condimento o como aceite esencial, la pimienta aporta beneficios a la salud. Sin embargo, para evitar riesgos es de suma importancia utilizarla en la dosis adecuada. Ante cualquier duda debe consultarse con un especialista médico.

Escríbenos, te contactaremos para cualquier consulta o comenzar un Programa NutriCare.

Quiero enterarme de las últimas novedades y de las mejores promociones de la compañía;

He leído y acepto la política de privacidad 


Cristina García

Cristina García

Coordinadora del Departamento Médico NutriCare

Colegiada: 24412
Licenciada en Farmacia (Orientación Dietético-Farmacéutica) (Universidad Complutense de Madrid).
Doctoranda Nutrición (Facultad Farmacia Universidad Complutense).
Técnico Especialista en Nutrición (Instituto Ciencias de la Salud y la Actividad Física).
Máster Especialista en Nutrición deportiva  (International University Study Center Universidad Cádiz).
Máster Especialista en nutrición y Deporte (Escola Gallega de Formación).

Share This
Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola 👋 ¿En que puedo ayudarte?
Nuestro horario de oficina es de lunes a viernes de 9:30 a 14:30
En breve nos pondremos en contacto contigo. 😊